Title Image

Energy balls de cacao


Energy balls de cacao

¡Te presentamos las energy balls de cacao! Estas pequeñas bolas del tamaño de una trufa tienen un alto contenido en proteína y fibra, y por ello, son un snack saludable cargado de energía. ¿A qué tienen buena pinta? Pues no te imaginas lo ricas que están, tanto que te las querrás comer a pares.

Las energy balls las puedes hacer de diferentes sabores. Nosotros, que siempre pensamos que si algo lleva chocolate estará mucho mejor, hemos apostado por unas energy balls de cacao, dátiles, avena, cacahuetes y anacardos. Para la decoración simplemente hemos rebozado algunas bolas en coco rallado, pero seguro que tú eres más original. La preparación de estas bolas es sencilla y rápida, pero sí necesitamos una batidora potente que haga todo el trabajo por nosotros. Nuestra batidora Vitamix ha hecho un trabajo excelente y se ha ocupado de triturar todos los ingredientes en cuestión de segundos. En nuestra tienda online puedes ver todos los modelos que tenemos disponibles de batidoras de vaso Vitamix. Una vez lista la masa, solo falta dar forma a las bolitas. ¿A que así da gusto?

Energy balls de cacao

Tiempo de preparación15 min
Tiempo de cocción30 min
Tiempo total45 min
Raciones: 30
Autor: Laura Sacristán

Ingredientes

  • 300 g de dátiles sin hueso
  • 120 g de cacahuetes tostados
  • 120 g de anacardos al natural
  • 50 g de copos de avena
  • 30 g de cacao puro en polvo
  • 6 cdas de aceite de coco

Elaboración

  • Añade todos los ingredientes de esta receta, con la excepción del coco rallado, a la Vitamix y tritúralos hasta que obtengas una masa homogénea y algo pegajosa. No te preocupes, es así como debe quedar.
  • Deja reposar la masa 30 minutos en el frigorífico para que endurezca un poco.
  • Con las manos húmedas, haz bolitas del tamaño de una trufa y reboza las que quieras en coco rallado. Una vez que tengas todas preparadas, introdúcelas en el frigorífico durante 30 minutos. Y ¡listo!, ya puedes disfrutar de tus energy balls de cacao como quieras.
  • Puedes guardarlas en el frigorífico durante 2 semanas o en el congelador, donde se conservan hasta varios meses.
Laura Sacristán

Laura Sacristán

De diseñadora de productos a diseñadora de platos. Mi pasión por la cocina y la fotografía gastronómica me han llevado a reconducir mi carrera hacia los fogones. Mi formación autodidacta se fue complementando con varios cursos de fotografía y nutrición, y finalmente me decidí a estudiar cocina. Estoy aquí porque me encanta crear y vivir nuevas experiencias, siendo una de mis preferidas elaborar nuevas recetas de cocina, que comparto en Shoot The Cook.