Title Image

Tarta helada de café


Tarta helada de café

¿Te gustaría preparar en casa una deliciosa tarta helada de café? Pues toma nota porque te enseñamos todos los pasos para hacerla. Necesitas solo 30 minutos, ¿te quedas con nosotros?

Nuestra tarta de café tiene una base crujiente a base de avena y cacao, encima lleva una deliciosa crema de café y nata montada. Esta tarta no necesita horno y es muy fácil de hacer. Lo único que necesitas es una batidora y un molde desmontable de Lékué para que te salga perfecta. Este molde de silicona antiadherente lo puedes utilizar para todos tus postres porque también es apto para horno y microondas. En nuestra tienda online puedes encontrar los moldes más adecuados para tus postres. 

Esta tarta de café cumple todos los requisitos para convertirse en el postre preferido del verano. A los más cafeteros los ha dejado sin palabras. Si se te está haciendo la boca agua no esperes a mañana para probarla.

Tarta helada de café

Tiempo de preparación20 min
Tiempo de cocción10 min
Tiempo total30 min
Raciones: 6
Autor: Laura Sacristán

Ingredientes

Base

  • 60 g de copos de avena
  • 2 cdas. de cacao puro en polvo
  • 1 cdta. de canela en polvo
  • 60 g de coco fundido

Relleno

  • 260 g de nata para montar
  • 100 g de leche
  • 100 g de azúcar
  • 1 cda. de café soluble (6 g)
  • 2 yemas de huevo

Elaboración

  • Para la base de la tarta tritura los copos de avena en una picadora o procesador de alimentos. Añade luego el cacao, la canela y el aceite de coco derretido. Tritura de nuevo y
    cubre con esta mezcla la base del molde desmontable de 15 cm de Lékué. Reserva en la nevera.
  • Para el relleno pon la nata en un bol y monta con unas varillas eléctricas. Reserva en el frigorífico.
  • Pon la leche, el azúcar y el café soluble en un cazo y calienta a fuego lento hasta que el azúcar se haya disuelto.
  • Añade las yemas de huevo batidas y remueve hasta que espese y se forme una crema. Vierte la crema a un bol y deja enfriar.
  • Luego mezcla la nata montada con la crema con movimientos envolventes. Vierte sobre la base y congela la tarta durante al menos 5 horas.
  • Saca la tarta del congelador unos 10 minutos antes de que la vayas a servir. Desmolda la tarta y decórala con cacao en polvo y virutas de chocolate negro.
Laura Sacristán

Laura Sacristán

De diseñadora de productos a diseñadora de platos. Mi pasión por la cocina y la fotografía gastronómica me han llevado a reconducir mi carrera hacia los fogones. Mi formación autodidacta se fue complementando con varios cursos de fotografía y nutrición, y finalmente me decidí a estudiar cocina. Estoy aquí porque me encanta crear y vivir nuevas experiencias, siendo una de mis preferidas elaborar nuevas recetas de cocina, que comparto en Shoot The Cook.