Title Image

Tarta de queso y fresas


Tarta de queso y fresas

Aligerar una de nuestras tartas favoritas ha sido mucho más fácil de lo que pensaba y he dado con esta tarta de queso y fresas que aparte de sana está buenísima, ¿quieres probarla?

Esperamos que tu respuesta sea un sí. Además, esta tarta no necesita horno y es muy rápida de preparar. Lo único que necesitas es una batidora y un molde desmontable de Lékué para que te salga perfecta. Este molde de silicona antiadherente lo puedes utilizar para todos tus postres ya que además es apto para horno y microondas. En nuestra tienda online puedes encontrar todo tipo de moldes de repostería para preparar tus mejores recetas de postres.

El ingrediente principal de esta receta es el queso fresco batido, que cuenta con muy pocas calorías y es muy bajo en grasa. También hemos reducido cuantiosamente la cantidad de azúcar de esta tarta y solo le hemos añadido un par de cucharadas de sirope de ágave. El resultado es realmente bueno y conserva esa textura entre firme y cremosa que nos vuelve locos de la tarta de queso. ¡Esperamos que te guste!

Tarta de queso y fresas

Tiempo de preparación15 min
Tiempo total15 min
Raciones: 8
Autor: Laura Sacristán

Ingredientes

  • 500 g de queso fresco batido
  • 150 ml de leche de arroz u otro tipo
  • 5 hojas de gelatina
  • 125 g de fresas frescas o descongeladas
  • 3 cdas. de sirope de ágave (puedes utilizar otro edulcorante)
  • Ralladura de ½ limón

Base de la tarta

  • 70 g de copos de avena
  • 30 g de coco rallado
  • 1/4 cdta. de sal
  • 2 cdas. de sirope de ágave
  • 60 g de aceite de coco derretido

Elaboración

  • Para la base de la tarta tritura los copos de avena junto con el coco rallado y la sal en una picadora o procesador de alimentos. Añade el sirope de ágave y el aceite de coco derretido. Mezcla bien y echa sobre la base de un molde desmontable como estos de Lékué. Presiona con una cuchara para compactar la base. Reserva en la nevera.
  • Para el relleno, hidrata las hojas de gelatina en un bol con agua muy fría durante 4-5 minutos. Luego escurre las hojas y échalas a un bol donde tendrás la leche de arroz calentada previamente en el microondas para que la gelatina de disuelva.
  • Mientras, en otro bol grande pon el queso batido, las fresas, el sirope de ágave y la ralladura de limón. Tritura con una batidora de mano o poniéndolo todo en una batidora de vaso hasta obtener una crema fina. Agrega ahora la leche con la gelatina y mezcla todo bien con una lengua o cuchara.
  • Vierte esta mezcla sobre la base refrigerada con cuidado y vuelve a dejar la tarta en la nevera un mínimo de 6 horas.
  • Desmolda la tarta de queso y decora con más fresas y hojas de menta o hierbabuena al gusto.
Laura Sacristán

Laura Sacristán

De diseñadora de productos a diseñadora de platos. Mi pasión por la cocina y la fotografía gastronómica me han llevado a reconducir mi carrera hacia los fogones. Mi formación autodidacta se fue complementando con varios cursos de fotografía y nutrición, y finalmente me decidí a estudiar cocina. Estoy aquí porque me encanta crear y vivir nuevas experiencias, siendo una de mis preferidas elaborar nuevas recetas de cocina, que comparto en Shoot The Cook.